Qué ver en la provincia de Alicante: lugares imprescindibles

Explora los encantos de la provincia de Alicante en este recorrido por sus lugares más cautivadores.
Qué ver en la provincia de Alicante

Si estás buscando un destino turístico en España, la provincia de Alicante es una excelente opción.

Esta provincia, situada en la Comunidad Valenciana, es conocida por sus hermosas playas, su clima cálido y su rica historia.

Además, hay muchos lugares interesantes para visitar en la zona, desde antiguas ciudades romanas hasta pueblos pintorescos en la montaña.

En este artículo, te presentaremos los lugares imprescindibles que debes visitar en la provincia de Alicante.

Ya sea que estés interesado en la historia, la cultura o simplemente en relajarte en la playa, hay algo para todos en esta hermosa región de España.

Desde la impresionante ciudad de Elche hasta el encantador pueblo de Guadalest, estos lugares son algunos de los más populares y hermosos de la provincia.

Así que, prepárate para descubrir lo mejor de Alicante y ¡vamos a empezar!

Fuente de La Coveta (Banyeres de Mariola)

La Fuente de La Coveta es un lugar imprescindible para visitar en la provincia de Alicante. Situada en el municipio de Banyeres de Mariola, esta fuente es conocida por sus aguas cristalinas y su entorno natural.

Para llegar a la fuente, se debe caminar por un sendero rodeado de árboles y vegetación. Una vez allí, se puede disfrutar de un refrescante baño en las aguas de la fuente o simplemente relajarse en el entorno natural.

La Fuente de La Coveta es un lugar ideal para visitar en familia o con amigos. Además, es un lugar perfecto para hacer senderismo y disfrutar de la naturaleza.

Las Fuentes del Algar (Callosa d’En Sarrià)

Si estás buscando una escapada tranquila y relajante en Alicante, Las Fuentes del Algar son una excelente opción. Situadas en Callosa d’En Sarrià, este paraje natural es conocido por sus impresionantes cascadas y cristalinas piscinas naturales.

Al llegar, se puede recorrer un sendero de unos 1,5 km que te llevará a través del bosque mediterráneo hasta las cascadas. Es importante mencionar que el agua en Las Fuentes del Algar es bastante fría, incluso en verano, por lo que te recomendamos llevar ropa de baño y una toalla.

Además de disfrutar de la belleza natural del lugar, también se pueden encontrar varios restaurantes y puestos de venta de souvenirs en la zona. Una de las actividades más populares es la degustación de productos locales, como el famoso níspero de Callosa.

Peñón de Ifach (Calpe)

El Peñón de Ifach es uno de los lugares más emblemáticos de la provincia de Alicante. Se encuentra en la localidad de Calpe y es un impresionante macizo rocoso de más de 300 metros de altura que se adentra en el mar.

Para llegar a la cima del Peñón de Ifach, hay que recorrer un sendero que comienza en la base del peñón. El sendero es bastante exigente, pero las vistas panorámicas desde la cima son espectaculares. Desde allí, se puede ver toda la bahía de Calpe y la costa de la Marina Alta.

Además de la ruta de senderismo, también se puede disfrutar de la playa que rodea el Peñón de Ifach. Es una playa de aguas cristalinas y arena fina, ideal para relajarse y disfrutar del sol.

Sierra de Bernia

La Sierra de Bernia es una cadena montañosa ubicada en la provincia de Alicante, que alcanza una altura máxima de 1.128 metros. Es un lugar ideal para los amantes de la naturaleza y el senderismo, ya que cuenta con numerosas rutas de senderismo que ofrecen vistas espectaculares de la costa mediterránea.

Una de las rutas más populares es la que lleva a la cima de la montaña, que ofrece una vista panorámica impresionante de la costa y las montañas circundantes. Además, la Sierra de Bernia cuenta con una gran variedad de flora y fauna, incluyendo águilas, búhos, cabras montesas y una gran variedad de plantas autóctonas.

Otro atractivo de la Sierra de Bernia es el impresionante túnel excavado en la roca, conocido como “el Forat”. Este túnel fue construido en el siglo XVIII para permitir el paso de mercancías entre la costa y el interior de la provincia.

Guadalest

Guadalest es uno de los pueblos más pintorescos de la provincia de Alicante. Se encuentra enclavado en la cima de una montaña, lo que le proporciona unas vistas impresionantes del valle circundante.

Una de las principales atracciones de Guadalest es su castillo, que data del siglo XI. Desde allí se puede disfrutar de unas vistas panorámicas espectaculares del pueblo y de los alrededores. Además, el castillo alberga un museo que exhibe objetos históricos y artefactos de la época.

Otro lugar de interés en Guadalest es la Casa Orduña, una casa señorial del siglo XVIII que fue construida por una familia acaudalada de la zona. En su interior se pueden admirar una gran cantidad de muebles y objetos de época.

Además, Guadalest cuenta con una gran cantidad de tiendas de artesanía y souvenirs, así como con varios restaurantes que ofrecen platos típicos de la zona.

Altea

Altea es una joya de la Costa Blanca que no te puedes perder. Situada a unos 15 km al norte de Benidorm, es un pueblo pintoresco y encantador con una gran cantidad de lugares interesantes para visitar.

En primer lugar, recomendamos dar un paseo por el casco antiguo de Altea, conocido como “El Fornet”. Este barrio es un laberinto de calles empedradas y casas blancas con puertas y ventanas de colores. En el centro del barrio se sitúa la iglesia de Nuestra Señora del Consuelo, con su icónica cúpula azul y blanca.

Otro lugar imprescindible en Altea es el Paseo Marítimo. Con vistas espectaculares al mar Mediterráneo, este paseo es perfecto para dar un paseo relajante o disfrutar de una cena romántica en uno de los muchos restaurantes que se encuentran a lo largo de la costa.

Si eres un amante de la cultura, no puedes perderte la Fundación Frax. Este centro de arte contemporáneo cuenta con una impresionante colección de obras de artistas españoles y extranjeros. También organizan exposiciones temporales y eventos culturales a lo largo del año.

Además, Altea es famosa por su mercado de artesanía, que tiene lugar todos los martes por la mañana. Aquí puedes encontrar una gran variedad de productos artesanales, desde joyas hasta ropa y objetos de decoración.

Faro de l’Albir (L’Alfàs del Pi)

El Faro de l’Albir es uno de los lugares más emblemáticos de la provincia de Alicante. Situado en el municipio de L’Alfàs del Pi, este faro ofrece unas vistas impresionantes del Mediterráneo y de la Sierra Helada.

Para llegar al faro, se puede hacer una ruta de senderismo desde la playa del Albir, que tiene una duración aproximada de una hora. Durante el camino, se pueden observar diferentes especies de flora y fauna típicas de la zona.

Una vez en el faro, se pueden disfrutar de unas vistas panorámicas espectaculares, tanto del mar como de la montaña. Además, hay un mirador desde el que se puede observar la bahía de Altea y el Peñón de Ifach.

Isla de Tabarca

La Isla de Tabarca es una pequeña isla situada frente a la costa de Alicante, a unos 22 km de la ciudad. Es una isla de origen volcánico y es conocida por ser la única isla habitada de la Comunidad Valenciana.

En la isla se pueden encontrar playas de arena fina y aguas cristalinas, ideales para el baño y el snorkel. Además, cuenta con una gran cantidad de restaurantes donde se pueden degustar platos típicos de la zona, como el arroz a banda o la caldereta de langosta.

Uno de los principales atractivos de la isla es su casco histórico, que fue declarado Conjunto Histórico-Artístico en 1964. En él se pueden encontrar construcciones de diferentes épocas, desde la época romana hasta la actualidad.

Otro lugar imprescindible en la isla es el Faro de Tabarca, situado en el extremo sur de la isla. Desde allí se puede disfrutar de unas vistas impresionantes del mar Mediterráneo y de la costa alicantina.

Cala Granadella (Jávea)

Si buscas una playa en la provincia de Alicante que sea un auténtico paraíso natural, no puedes perderte la Cala Granadella en Jávea. Esta pequeña cala de aguas cristalinas y arena dorada se encuentra rodeada de montañas y vegetación mediterránea, lo que la convierte en un lugar idílico para disfrutar del sol y el mar.

Además de su belleza natural, la Cala Granadella cuenta con una amplia variedad de servicios para los visitantes, como restaurantes, chiringuitos, alquiler de hamacas y sombrillas, y actividades acuáticas como el kayak o el paddle surf. También es un lugar ideal para practicar el buceo, ya que sus aguas son ricas en fauna y flora marina.

A pesar de su popularidad, la Cala Granadella conserva un ambiente tranquilo y relajado, lo que la convierte en un lugar perfecto para escapar del bullicio de la ciudad y disfrutar de la naturaleza en estado puro. Si visitas la provincia de Alicante, no te pierdas la oportunidad de conocer esta joya del Mediterráneo.

Compartir:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Nos mueven las ganas de transmitir todo lo que durante los años hemos aprendido de esta noble, bella y acogedora ciudad. De eso, y de hacer de tu estancia en Cáceres una experiencia lo más memorable posible.

Mapa Web: